Archivos

Revista de la limpieza CLEANMAGAZINE
Consejos y trucos para el mantenimiento del jardín

Consejos y trucos para el mantenimiento del jardín

- ⏱ 3 Minutos de lectura -

Cómo mantener tu jardín en otoño, lo que debes saber

Tras la calurosa temporada de verano, en la que los jardines y en ocasiones sufren sequía, llega el otoño, una estación de transición antes de la llegada del frío.

Entre la limpieza, la siega, la poda de árboles y la preparación para el invierno, en ocasiones la temporada de otoño se considera la temporada baja para el jardín y es todo lo contrario. Es la oportunidad perfecta para preparar tu jardín para el invierno y plantar las plantas para la próxima primavera.

Los últimos meses del año no son fáciles para los jardineros ya que la cosecha y la siembra suelen programarse en octubre, así como también la poda y la protección de las plantas. Por lo tanto, los jardines en otoño requieren una atención especial.

Flores marchitas, hojas caídas, árboles secos nada en el otoño hace que quieras empezar a trabajar en el diseño de tu jardín. Sin embargo, es en esta época del año es cuando debes organizar tu espacio verde para que no te sorprenda antes de la primavera.

A continuación, ofrecemos en este artículo algunos consejos para no pasar por alto la temporada perfecta para hacer la limpieza y el mantenimiento de tu jardín en otoño.

En primer lugar, es hora de hacer una gran limpieza otoñal. Aunque tu jardín no tenga muchas flores en los próximos meses, querrás que tengan un buen aspecto.

Limpiar los parterres y las malas hierbas. «Las malas hierbas no volverán a crecer durante el invierno. Si las arrancas ahora, estarás tranquilo hasta finales de febrero».

Puedes recurrir a los servicios de un jardinero profesional para podar y eliminar las flores muertas y no olvides trasladar las plantas frías al interior.

Las hojas muertas sofocan el césped y pueden causar enfermedades cuando se descomponen. Recógelas regularmente, utilizando una escoba o un soplador. También puedes simplemente tirarlos o, mejor aún, utilizarlos como mantillo natural. «Repartidas en una pequeña capa al pie de los arbustos, se descomponen lentamente durante el invierno».


8 consejos para mantener el jardín en otoño

8 consejos para mantener el jardín en otoño

El otoño es una época del año muy ajetreada para los aficionados a la jardinería, ya que implica el mantenimiento de árboles y césped.

Para que tu jardín pase el invierno en las mejores condiciones posibles, descubre todo lo que necesitas saber sobre el mantenimiento esencial que se debe realizar durante este periodo.

  1. Rastrillar las hojas muertas

En otoño, «las hojas muertas se recogen con una pala». Aunque sus gradaciones de color rojo, amarillo y naranja siguen siendo sorprendentes cada año, es esencial no dejar que cubran tu jardín.

La elevada humedad otoñal puede hacer que estas hojas se pudran rápidamente y favorecer así el desarrollo de ciertas enfermedades. Por lo tanto, para evitarlo, es necesario recogerlos regularmente.

No dudes en reciclarlas enriqueciendo tu compost o en utilizarlas como mantillo al pie de tus parterres.


  1. Recortar los setos

Para que pasen cómodamente el invierno, es el momento de recortar los setos para evitar que retengan la humedad, muy presente en otoño, y se estropeen.

Al realizar un corte preciso y sobre todo limpio para evitar hacer antiestéticos agujeros en ellos, que luego tendrás que aguantar durante toda la temporada de invierno, ya que sólo volverán a crecer en primavera.

Por último, a medida que avanza la temporada, es importante limpiarlos de las hojas de los árboles que caen sobre ellos ya que corren el riesgo de asfixiarlos.


  1. Limpieza de arbustos

¿Tus arbustos empiezan a ponerse amarillos? ¿Sus tallos no resisten la ley de la gravedad y se marchitan? Estas son señales seguras de que ha llegado el momento de podarlos o de arriesgarte a que se extingan.

Para ello, es necesario retirar las hojas y las ramas periféricas que sean necesarias, para que tus arbustos puedan desarrollarse correctamente y volver a la vida una vez que vuelva la primavera.

Ten en cuenta que para realizar esta tarea es necesaria la intervención de un podador de árboles profesional.

«En otoño, los arbustos se marchitan en los bordes al repatriar su savia. Es por tanto un momento ideal para realizar una poda de limpieza, que debe ser ligera y estética».


  1. Mover las plantas, si es necesario

Este es el momento ideal para trasladar tus plantas, ya que el suelo está especialmente húmedo por las lluvias y todavía está caliente por el verano.

Por lo tanto, tus plantas están en muy buenas condiciones para adaptarse a un nuevo entorno si las mudas.


  1. Comprar árboles

En otoño es el momento perfecto de comprar arbustos y árboles de tus sueños y plantarlos en tu jardín, manteniendo una cierta distancia entre ellos para que crezcan adecuadamente.


  1. Anticiparte a los daños del frío

No dejes que tus plantas en maceta se estropeen en invierno. Si puedes, coloca las más frágiles en el interior de tu vivienda o sitúalos frente a la fachada orientada al sur de tu casa.

Las plantas más frágiles deben cubrirse con una cubierta de invierno y protegerse en la base.


  1. Da a tu césped un último tratamiento de belleza

Antes de despedirte de tu césped durante unos meses, ¡hay que darle un buen mantenimiento! Para ello, es necesario rastrillar las hojas muertas, que impiden ver bien la luz del día y son demasiado ricas en humedad.

A principios de noviembre, dale un último corte, pero no demasiado corto. La hierba debe tener al menos 5 centímetros de largo.

Por último, también puedes utilizar un abono especial de otoño con un alto contenido en potasio y un bajo contenido en nitrógeno para que sea más resistente a las heladas.

En algunos casos si cuentas con césped natural, y no tienes tiempo para hacerle el mantenimiento que necesita, te recomendamos sustituirlo por césped artificial.


  1. Plantar bulbos

Por último, también es el momento de plantar los bulbos de primavera, como narcisos, jacintos o tulipanes. Hay que procurar plantarlas a una profundidad que sea aproximadamente dos o tres veces su altura, para que puedas esperar a verlas emerger en cuanto llegue la primavera.

En resumen, cuidar bien el jardín en otoño es un paso esencial para que pueda soportar el invierno con tranquilidad y poder volver a él con alegría, en cuanto vuelva el buen tiempo, para convertirlo en el más bello de los jardines al año siguiente.

4.6/5 - (25 votos)
Revista de la limpieza CLEANMAGAZINE